El Tribunal de Atención Permanente de San Cristóbal aplazó para el próximo 5 de noviembre la audiencia en la que se conocerán las medidas de coerción contra los imputados en la operación Larva, que investiga una red de lavado de activos.

El aplazamiento fue solicitado por los abogados de los imputados, que pidieron más tiempo para preparar la defensa, según dijeron los representantes del Ministerio Público a la salida del tribunal.

El Ministerio Público solicitó la imposición de 18 meses de prisión preventiva contra 14 personas involucradas en la red de lavado de activos del narcotráfico y, además, solicitó la declaración de caso complejo.

Según las investigaciones, los involucrados en el caso Larva forman parte de una organización criminal dedicada a traficar drogas y a lavar activos producto de operaciones de narcotráfico a gran escala.

La supuesta organización criminal está vinculada a una red de narcotráfico denominada Corona, que el 16 de marzo de 2020 introdujo al país por la costa de Nigua, San Cristóbal, 724.35 kilogramos de cocaína en una embarcación proveniente desde Colombia.