Justicia 2Por sospecha de haber malversado 185 millones de pesos de los fondos públicos, serán juzgados a partir de este martes el director del distrito municipal de Cabarete, Gabriel Antonio Mora Ramírez, alias “Canoa”, así como su antecesor, Eddy Ramón Morfe de la Cruz.

La audiencia preliminar está pautada para las primeras horas de la mañana en el Primer Juzgado de la Instrucción del Distrito Judicial de Puerto Plata y en la misma serán valoradas las pruebas a ser presentadas por el Ministerio Público.

En contra de Mora Ramírez y Morfe de la Cruz, ambos miembros del Partido Reformista, pesa una auditoría realizada por la Cámara de Cuentas, en cuyo informe se revela la utilización irregular de 102 millones de pesos durante el período 2004-12.

Sin embargo, el monto de lo presuntamente malversado se eleva a 185 millones con las indagatorias realizadas posteriormente por la Dirección de Persecución de Corrupción Administrativa (DPCA).

Se establece que en las administraciones de estas personas en la junta distrital de Caberete realizaron transacciones por 119.4 millones de pesos a través de diferentes cuentas bancarias sin los documentos que respalden esas operaciones y desembolsos.

El presidente de la Asociación para el Desarrollo de Cabarete (ADECA), Michel Gay Crosier y su abogado, David La Hoz, solicitaron al tribunal proceder con agilidad en el conocimiento de la querella.

“La comunidad de Cabarete requiere el respaldo de la justicia y del ayuntamiento de Sosúa, del cual depende la Junta Distrital de Cabarete para sanear cuanto antes su cabildo y promover el uso correcto de sus recursos, por lo que estamos solicitando el apoyo solidario de las demás instituciones empresariales y sociales de la provincia de Puerto Plata en el esfuerzo para adecentar la gestión municipal en este importante polo turístico”, dijo Crosier en una rueda de prensa efectuada en el local de la Fundación Justicia y Transparencia (FJT), en el sector de Gazcue.

Un alcalde conflictivo

Mora Ramírez, el principal encartado en el expediente, ocupa el cargo de director municipal desde el 2010 y ha sido acusado de incurrir en violaciones de las leyes de Medio Ambiente y de Acceso a la Información Pública, pero además, se le atribuye haber tiroteado a un taxista.

El 19 de septiembre del 2012, un tribunal de Puerto Plata impuso a los mismos sospechosos medidas de coerción consistentes el pago de una fianza de un millón de pesos, impedimento de salida del país y obligación de presentarse a periódicamente ante el fiscal investigador.

Además de Mora Ramírez y Morfe de la Cruz, en el expediente figuran como beneficiarios de las actividades ilícitas los hermanos del síndico, Ernesto, Humberto y Luz Deisy Mora Ramírez.

 

via: 7dias.com.do

Share and Enjoy !

0Shares
0 0

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here