Take a fresh look at your lifestyle.

El trauma fue tan fuerte, que algunos vecinos de la familia asesinada no aguantaron y esto fue lo que hicieron.

0 5

El horrendo crimen de la joven madre y sus tres hijos en el sector de Enriquillo en Santo Domingo ha tenido un impacto tan fuerte en los vecinos, que algunos de ellos ya se mudaron y otros van por el mismo camino, al mismo tiempo que piden a las autoridades vayan a sanear la zona, ya que no lo han hecho de la manera apropiada.

La vida de quienes viven en ese vecindario les ha dado un giro inesperado ya que el crimen no sale de sus mentes. Los que vivían a bajo y al lado se han mudado según reporte de los vecinos.

Al mismo tiempo los vecinos niegan que hayan recibido la ayuda y asistencia psiquiátrica que fue prometida por las autoridades.

Agregan que el operativo de limpieza solo consistió en hechar agua y que no lo han hecho con los desinfectantes apropiados para eliminar las bacterias que habitan el lugar.

Por otro lado, aún permanece en el Palacio de Justicia del Distrito Nacional, Víctor Alexander Portorreal, confeso asesino a su esposa y a sus tres hijastros.

Según una fuente del Ministerio Público, el detenido no ha sido trasladado a la cárcel, porque aún se están realizando pruebas de ADN.

Se espera que sea a primeras horas de este miércoles cuando se produzca el traslado hasta la cárcel de San Pedro de Macorís, donde Portorreal tendrá que cumplir un año de prisión preventiva.

Durante este martes no se observó dispositivo de seguridad en los alrededores de la fiscalía, tampoco el vehículo designado para estos fines, elementos claves para los traslados de imputados.

Leave A Reply

Your email address will not be published.