En el marco de la celebración del Día de la Virgen de La Altagracia, el cardenal Nicolás de Jesús López Rodríguez, abogó por la intercesión de la protectora del pueblo dominicano para combatir la descomposición social que sufre la nación.

El arzobispo metropolitano se refirió a los males que aquejan la ciudadanía como la delincuencia, violaciones y secuestros, por lo que manifestó que “tenemos que apelar a la madre que haga valer su patrocinio sobre este pueblo”.

“Que no permita que todos estos bandoleros, criminales, atracadores y violadores continúen haciendo fechorías en todo el país. Yo creo que necesitamos apelar a la intercesión poderosa de la madre, para que ella extienda su mano sobre todo el país”, exclamó.

Durante la homilía, el máximo representante de la Iglesia Católica en el país destacó la importancia de la Virgen de La Altagracia, que según explicó, quiere decir “la alta gracia de ser la madre de Dios”. Al tiempo que señaló que esta conmemoración es una tradición en todos los países de América, donde también celebran un día en honor a la virgen María.

A la celebración eucarística que inició a las 12:00 del mediodía, en la Catedral Primada de América, asistieron decenas de feligreses y devotos a la Virgen, quienes se mostraron contentos y agradecidos por favores recibidos.

En otras iglesias de la Zona Colonial como Las Mercedes y La Altagracia,  cientos de católicos se hicieron presentes, entonaron cánticos y ofrecieron velones a la Virgen de La Altagracia.

Los sacerdotes que oficiaron las misas en esos templos coincidieron en destacar la necesidad de que se erradique la corrupción, la inseguridad ciudadana y que se trabaje a favor del bien común.

Share and Enjoy !

0Shares
0 0

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here